¿Por qué los cachorros muerden todo?

¿Por qué los cachorros muerden todo?

Eso sí, conviene saber a qué se debe y cómo evitarlo y educar a tu perrito para que deje de hacerlo. Si no, se convertirá en un perro grande, fuerte y sin conciencia de su propia mordida y puede acabar haciendo daño a alguien sin querer. Así que te vamos a contar por qué los cachorros muerden todo y cómo evitarlo.

¿Por qué los cachorros muerden todo?

Los perros en general y los cachorritos en particular muerden por muchos motivos, pero el principal en caso de los perros más pequeñitos es el juego. Los perros cachorros muerden para jugar e investigar objetos, similar a lo que hacen los bebés y los niños pequeños.

La mandíbula y los dientes suponen herramientas muy útiles para que los perritos exploren el mundo, un lugar desconocido para ellos, además de un modo de juego. De hecho, es muy habitual que los cachorros jueguen con sus hermanitos mordiendo.

por qué los perros muerden todo

¿El problema? ¡Que sus dientecitos pueden hacer mucho daño y causar muchos destrozos! Aunque al principio no tienen dientes o no los tienen muy afilados, a medida que pasan los días salen los dientes de leche y las mordeduras se notan. Los perritos suelen soportar este tipo de juegos tan brutos, pues su piel es muy flexible, pero los humanos y el mobiliario… No tanto.

Y no sólo eso; poco a poco la mordedura comienza a doler incluso a otros perros, que pueden chillar de dolor. Este grito es una medida muy efectiva que utilizan incluso las madres de los cachorros, pues ayuda a que éstos se den cuenta de que se están pasando y dejan de morder.

Así que, en resumen, los cachorros muerden para jugar y explorar. Si muerden objetos es para investigarlos y si te muerden a ti es porque quieren jugar contigo. Pero conviene educarles con paciencia y cariño para que aprendan a controlar su mordida, así como que hay que respetar el mobiliario de la casa. Veamos cómo hacerlo.

¿Cómo hacer para que tu perro no muerda?

Aunque sabemos que es muy adorable ver a un cachorrito morder tus manos, tu ropa o tus zapatos, no te recomendamos dejarle estar durante mucho tiempo. Si no, se convertirá en un perro adulto que seguirá haciendo eso con buenas intenciones, pero sin ser consciente del daño que pueden llegar a hacer sus dientes ya desarrollados.

por qué los cachorros muerden

Lo primero que hay que hacer es enseñar a tu cachorro que tu piel es sensible a su mordida. Como te hemos mencionado, un grito agudo y exagerado le ayudará a comprender que no te agrada lo que te está haciendo. Así, aprenderá que no tiene que morderte y que los dientes no se utilizan para jugar con humanos.

Además de eso, hay que enseñarle a controlar su comportamiento, educándolo y adiestrándolo para que deje de morder no sólo a las personas, sino también a los muebles y otros objetos. Una buena forma de empezar es utilizar motivadores y mordedores para perros, para que sacien sus ganas de masticar.

Cómo educar a un cachorro para que deje de morder

Para ayudarte, te vamos a dejar una lista de recomendaciones para enseñar a tu perrito a no morder ni los objetos ni a otras personas. De todos modos, te recomendamos acudir a un veterinario o adiestrador canino si ves que el problema persiste o es demasiado intenso. ¡Vamos allá!

¡Que no le falten juguetes!

En Mimmals siempre abogamos por el juego en compañía, porque tanto tu perro como tu gato disfrutan mucho jugando a tu lado. Pero en ocasiones tu mascota estará sola o tú tendrás cosas que hacer, y está bien que tu perrito o tu gatito aprendan que tú también tienes tus horarios.

por qué los cachorros muerden todo

Por eso, para que tu cachorro deje fluir toda esa energía, está bien que cuente con muchos juguetes para morder. Además de los motivadores y mordedores, en Mimmals tienes una gran selección de juguetes para perros: pelotas, peluches, cuerdas, incluso juguetes inteligentes o antivoracidad.

  • Que sepa que te hace daño

Lo que te llevamos diciendo todo el artículo: si tu perrito te muerde, ¡quéjate! Un grito agudo y exagerado es la mejor opción para que tu cachorro se percate de que no se trata de un juego y, así, aprenda que no tiene que morderte.

Aunque no te haga tanto daño como parece, él no lo sabe así que te aconsejamos quejarte de forma exagerada para que aprenda a no morder. Si persiste, termina con el juego y aléjate, aunque tu cachorro quiera seguir jugando, para que aprenda que esa manera de jugar no es la adecuada. Sabemos que es difícil resistirse a los famosos puppy eyes, ¡pero tienes que ser fuerte!

  • Enséñale la orden “suelta”

Igual que a los perros se les enseñan órdenes básicas como “siéntate” o “quieto”, también puedes enseñarle el comando “suelta” para que sepa cuándo tiene de dejar de morder o meterse en la boca objetos, comida del suelo y similares.

Lo mejor es que le enseñes esta orden cuando no estéis jugado para que, una vez que tu cachorro la haya dominado, puedas decírsela en cualquier momento. Para ello, ¡no te olvides de compensarle con un premio cuando obedezca para que aprenda antes!

  • ¡Y no lo castigues!

Sabemos que enseñar a un cachorrito puede resultar frustrante a veces, sobre todo cuando muerde muebles, objetos o te hace daño sin querer. Pero nunca, bajo ningún concepto, debes castigarlo para que aprenda porque es contraproducente.

Castigar a un animal para educarlo es un gran error, ya que es muy probable que acabes fomentando el comportamiento que no quieres que tenga o, en su defecto, que se reduzca el lazo entre ambos y tu mascota te tenga miedo y no sea feliz. Hay que abogar por el refuerzo positivo.

Para ello, en lugar de castigar a tu cachorro cuando haga algo mal, alábalo cuando lo haga bien. Cúbrelo de elogios y mimos para que él mismo haga la suma: si no muerde a su amigo humano ni sus cosas, ¡recibirá el doble de amor!

Y como siempre, si el problema persiste o crees que se intensifica, consulta con un adiestrador de perros o un veterinario para asegurarte de que tu amiguito está bien. Pronto dejará de morderlo todo y sólo acercará su boca a tu cara para comerte, ¡pero a besos!